Sunday, June 10, 2007

Sachs y las Villas del Milenio

Ya en otros posts he mencionado la titánica tarea que realiza Jeffrey Sachs en su afán por combatir la pobreza en todo el mundo y, en particular, en Africa (vean por ejemplo aquí y, sobre todo, aquí).

En fechas recientes, el trabajo de Sachs ha generado muchísima atención e interés en medios de comunicación impresos. Por sólo citar dos ejemplos recientes aquí pueden ver dos de esos artículos sobre Jeff Sachs y su proyecto de las Villas del Milenio: uno de ellos fue publicado hace un par de meses en The Wilson Quarterly (WQ) y el otro fue recientemente publicado en el número de Julio de Vanity Fair (un tercer artículo sobre el tema fue recientemente publicado por Harper`s, pero no está disponible en línea).

Cómo pueden ver el tema de las Villas no deja de ser controversial. De hecho, el enfoque de ambos artículos es un tanto diferente y complementario: por una parte, el artículo de The Wislon Quarterly es un tanto escéptico y crítico del enfoque de Sachs, mientras que el de Vanity Fair tiene un cierto tinte apologético. En algún sentido, el artículo de WQ parece partir de una premisa similar a la del más conocido y persistente crítico de Jeff Sachs, Bill Easterly, en el sentido de que la ayuda externa es relativamente poco efectiva. En cualquier caso, y más allá de la posición que cada quien asuma con respecto a este proyecto, el tema sin duda es muy interesante.

PD: Por cierto que ya desde ahora se menciona que si el Proyecto funciona, aunque sea parcialmente, Jeff Sachs algún día ganará el Premio Nobel de la Paz. ¿Cómo ven? Yo creo que sin duda se lo merecería muchísimo más que algunos que lo han recibido en el pasado.

5 comments:

Osiel Dávila said...

He aquí una liga a las Reith Lectures de la BBC:

http://www.bbc.co.uk/radio4/reith2007/

El conferencista de este año fue Jeffrey Sachs. Pueden escuchar las cinco conferencias íntegras (el audio no necesariamente coincide con la versión estenográfica).

Saludos

Anonymous said...

me parece bastante meloso el decir "Yo creo que sin duda se lo merecería muchísimo más que algunos que lo han recibido en el pasado". Nos podrías mencionar ejemplos de quiénes no lo merecían tanto como Sachs. ¿Propondrías al Dr. Simi también para el Premio Nobel de la Paz. O a los jugadores que anotan los goles por la educación, etc?

Anonymous said...

Pues a mí me parece bastante estúpido el comentario anterior. Si alguien no es capaz de distinguir entre Jeffrey Sachs y un futbolista, la verdad es que no se que hace leyendo este blog. Gerardo: ni te molestes en contestar comentarios tan insulsos como el anterior.

salu2!

Erick said...

Indudablemente Jeffrey Sachs, aparte de ser un brillante economista, ha realizado una cuantía de esfuerzos para abatir la pobreza en el mundo. Los enfoques de los artículos que sugiere Gerardo aportan un balance de enfoques con el que se analiza el proyecto Villas del Milenio, sin embargo, en el de The Wilson Quarterly, hay algo interesante y frecuente cuando se trata de opinar sobre proyectos como el de Sachs. ¿Cuál será el efecto o saldo final de la ayuda externa?. Los críticos mantienen la posición de que puede ser ambiguo o insuficienre el resultado final de este tipo de programas de ayuda. Sin embargo, hay que ser pacientes y esperar a que transcurra un tiempo considerable del proyecto de las Villas del Milenio. Y este último punto me remite a tomar el post-data de Gerardo. Si recuerdan, el Banco Grameen (BG) en sus inicios (se fundó en 1976) fue criticado y existía escepticismo sobre sus metas e impacto. Al BG y su fundador les tomo 30 años en llegar a ser reconocidos formalmente por medio del Premio Nobel de la Paz en 2006. Si Gerardo se refería a que algunos que han ganado el Premio Nobel de la Paz en el pasado no lo merecían, no creo que se haya referido a Muhammad Yunus, que junto a su BG ha logrado cifras de reconocimiento en el combate a la pobreza (sobre todo en Bangladesh). De acuerdo a diversas investigaciones sobre los efectos del BG, en 1996 la actividad económica impulsada por el BG representó el 1.1% del PIB de Bangladesh (Banco Grameen,
Contribution of Grameen Bank to the GDP of Bangladesh 1994-1996, www.grameen-info.org); cifras generadas por otros estudios estiman que el 40% de la reducción de la pobreza de la población bengalí se puede atribuir a los
programas de microfinanciamiento del propio BG y otras OSC (UNFPA-Campaña de la Cumbre de microcrédito, From Microfinancing to Macro Change, Nueva York, 2006); y una cifra más apunta a que los progarmas de microfinanciamiento establecidos en Bangladesh han contribuido en mejorar algunas cifras del desarrollo humano de Bangladesh.
Por ejemplo, entre 1990 y 2000, este país logró disminuir la mortalidad infantil, de 144 fallecimientos por cada mil niños nacidos vivos a 69 por cada mil (PNUD, Informe sobre Desarrollo Humano 2005, Nueva York, 2005.). Esperemos que Jeffrey Sachs tenga buenos resultados con las Villas del Milenio (en lo personal, creo que así será) y aspire (como lo ha hecho desde ya hace algún tiempo) a ganar la máxima presea en Economía o de la Paz.

Saludos

Erick

Anonymous said...

Sin duda el premio nobel mas inmerecido se lo llevo Rigoberta Menchu. De hecho hasta fraudulento se puede considerar.

Menchu se volvio popular entre la izquierda europea gracias a su autobiografia en la que describia la explotacion y violencia del hombre blanco hacia su gente y como ella lideresa pobre que no hablaba espanhol lucho durante anhos por defender su cultura.

Dicha autobiografia fue el detonante para que la invitaran a todos lados,la convirtieran en un simbolo y eventualmente ganara el premio nobel.

Desafortunadamente, mucho de la autobriografia era falso. Ni habia sido pobre, ni habia sido analfabeta, si idioma native era el espanhol, habia estudiado en escuelas privadas, su familia no era pobre y en sinnumero de detalles particulares resultaron ser falsos.

Incluso fingia el acento indigena cuando sus companheras de la escuela privada donde estudio no la recuerdan que tuviera ningun acento al hablar.

Todo esto fue descubierto porel antropologo David Stoll quien conocia bien a los indigenas guatemaltecos y para quien la autobiografia de Menchu sonaba mas a fantasia de isquierdoso europeo qu a realidad indigena guatemalteca.

El comite nobel en su pagina ha reconocido el fraude pero no han querido moverle.