Wednesday, October 17, 2007

La desnutrición en México

Bueno, dejemos de lado (al menos temporalmente) las gracejadas de Fox y Madrazo y regresemos a los temas relevantes.

Uno de ellos, de suma importancia según yo, es el de la desnutrición en México. Este tema es particularmente grave porque aún afecta a una cantidad muy importante de niños en ciertas regiones en el país y eso se traducirá en el futuro en una población adulta con serios problemas de alimentación, educación y salud.

Esto es relevante no sólo desde el punto de vista individual (ya que sufrir de este problema en la infancia, es algo que tendrá repercusiones negativas por el resto de sus vidas, como lo demuestra este paper), sino también a nivel agregado (vean los escritos del Premio Nobel Robert Fogel y de otros trabajos como éste).

Como les decía, este tema es particularmente preocupante en el caso de México. Vean si no este gráfico que publicó ayer el periódico Reforma:

(Nota: la imagen se puede ampliar haciendo click sobre ella)

Los datos son realmente preocupantes y los avances en los últimos 18 años que se mencionan en la nota son mínimos. En ese sentido, cabría preguntarse si no es hora de evaluar más críticamente políticas como las del programa Oportunidades que se supone que, entre otras cosas, tiene un componente importante de salud. Así pues, como que ya es hora de evaluar este tipo de programas no sólo en términos de su significancia estadística (es decir, si los coeficientes son o no distintos de cero, en términos puramente estadísticos), sino también en términos de su significancia económica y social.

7 comments:

Anonymous said...

Dr. Esquivel es muy interesante lo que menciona. Desafortunadamente la gente de Oportunidades no creo que tenga mucho interés en que se evalúe críticamente al programa. Si así fuera ya se habría permitido que investigadores serios (como usted, por ejemplo) evaluaran el programa y no el "investigador" (Paul Gertler, uno de los principales beneficiarios del programa) que les dice lo que políticamente es más conveniente.

Haber hasta cuando nos vamos a seguir engañanado pensando que el programa funciona porque tiene efectos en hacer que los niños se mantengan en la escuela. Realmente se requiere un análisis mucho más serio y crítico.

Saludos,

L.

Ray said...

Hola GE,
Mabel Andalon esta trabajando en estas cuestiones: http://papers.ssrn.com/sol3/papers.cfm?abstract_id=995082#PaperDownload

Ella encuentra que la talla aumenta para los ninios que pertenecen al Programa. No he leido el aper, solo el abstract que esta disponible, pero la pregunta que haces quisiera parafrasearla de la siguiente manera: El efecto de Oportunidades es significativo para disminuir la desnutricion de los ninios cuando comparamos familias pobres similares con y sin Oportunidades, sin embargo, este resultado no nos dice si Oportunidades esta acabando con la desnutricion (significancia economica y social). Es decir, queremos comparar la desnutricion de el ninio promedio de Oportunidades con la de los ninios en general, y no solo con la de los ninios pobres similares a los de Oportunidades.

Me gusto tu post. Saludos,
Ray

Anonymous said...

También, es importante resaltar que este esquema del país muestra las diferencias de México: un sur muy rezagado.
Más de 40% de desnutrición infantil es alarmante!!! Este rezago es muy interesante, pues se manifiesta en Estados muy ricos en recursos naturales y con mayor abolengo cultural (derivado de la gran cantidad de comunidades indígenas).

A su vez, esta separación engloba al círculo de la pobreza extrema: analfabetismo, marginación, desnutrición, liderazgo nulo o mediocre, baja calidad de la educación, desprestigio de gobiernos, descontento social, mayor cantidad de enfermedades, pocos incentivos a la inversión, desempleo, etc, etc.

En sentido opuesto, cabe mencionar los lugares a donde van a estudiar los ricos de esas regiones, y sin temor a equivocarme, se dirigen a escuelas privadas como la UDLA Puebla. ¿Qué hacen cuando regresan?, 1.- Administran el negocio de la familia; o 2.- No regresan pues las áreas para desarrollar sus conocimientos no existen en sus regiones o están mal pagadas.

En el mismo tenor, ¿dónde se educa la "élite", por llamarlo así, del SUR del país? Se educa en un modelo de educación americana, y ¿es esto lo que más conviene al "país"?, ah!, disculpen!, quería decir "región". La respuesta queda al aire, sin embargo, creo que es definitorio los conocimientos e idiosincracia inicial (básica) del individuo para analizar dicha conveniencia.

Propuesta: Adecuación de los Programas de Desarrollo donde se enfatice cerrar la brecha norte-sur del país a través de: 1.- Incentivos fiscales para generación de empleos permanentes en los estados del sur. 2.-Desarrollo de Institutos de Investigación de Excelencia Nacional en esas regiones que cuenten con programas de posgrado y que sean el caldo de cultivo de líderes. 3.-Evaluación y adecuación de las carreras profesionales ofertadas de conformidad con las necesidades regionales. 4.- Programa de leche o alimentos básicos para cada niño que asista a la educación básica o, en su caso, reforzamiento de la infraestructura existente.

Por lo anterior, siempre consideré más prudente que llegara a la silla presidencial un sureño como Andres, alguien que por convicción propia, incluso sin necesidad de una inteligencia moderada, enfatizara y adecuara las políticas de un modernismo mexicano "nacional".

Si queremos globalidad, primermundismo, sería conveniente empezar por la propia casa.

Adrián said...

Gerardo, disfruto tu blog y sobre la desnutrición hace algunos meses escuché que la fundación Un Kilo de Ayuda ha planteado que se puede acabar con ésta. He oído que esta es una organización vinculada con grupos religiosos y cercanos la ultra derecha, pero me pregunto si has oído de sus iniciativas y si tienes una opinión de las mismas. Gracias por tu atención. Suerte

Gerardo Esquivel said...

Gracias a todos por sus comentarios y, en su caso, por los inmerecidos elogios.

Con respecto a lo que dice Adrián quisiera comentar lo siguiente:

Los de la fundación Un Kilo de Ayuda efectivamente están vinculados a grupos religiosos y muy conservadores, en particular, con los Legionarios de Cristo y con la U. Anáhuac. Sin embargo, creo que eso por sí mismo no le esta ningún mérito a su actividad y preocupación social(me preocupa, sin embargo, que utilicen estas labores para buscar adeptos en una especie de clientelismo político).

En cualquier caso, debemos entender que si organizaciones como esta tienen un espacio para llevar a cabo este tipo de actividades, ello se debe al vacío del Estado en este y en otros temas similares. En última instancia, creo que la solución a un problema de esta envergadura no puede ser resuelto mediante actividades filantrópicas de grupos privados. En realidad, se requiere de una verdadera política de Estado que sea capaz de diseñar y plantear un programa de índole nacional que acabe y erradique a este problema. En una de las notas del periódico Reforma que acompañan a la imagen que publiqué, se cita precisamente a la Fundacion Un Kilo de Ayuda diciendo que se requiere de 38 mil millones de pesos para acabar con el problema actual de la desnutrición en el país. No se si esa cifra sea correcta, pero si lo es, se trataría de una bicoca, nada que no se pueda financiar por parte de un Estado realmente comprometido con estos temas.

Desafortunadamente, nuestra política social para la población infantil se caracteriza por una mentalidad "teletonera" que impide el desarrollo de verdaderas opciones de política pública que sean eficaces y eficientes.

Saludos!

Señorita puta y poeta said...

Primero que nada debo decir wow! es un placer tener a personas como usted por la red de los blogs escribiendo temas relevantes.

Definitivamente me mantendré en la lectura de su blog ya que me ayudará a entender más mi clases de política.

Gerardo Esquivel said...

Señorita poeta y puta (supongo que este es uno de esos casos en los que el orden de los factores no altera el producto!):

Le agradezco sus palabras y su visita y la felicito por su blog, el cual encuentro, al mismo tiempo, interesante y perturbador. En particular, me parece que la fotografía del post "No ladres más lo que ya sé" es, digamoslo así, intrigante (aunque tambièn quizà eso ya lo sepas). El post inicial y la advertencia: "No se enamoren de mí, no me enamoraré de ustedes. Sólo quiero escribir y si me leen para bien o para mal sencillamente da lo mismo." también me parecen estupendos.

Saludos!