Thursday, July 16, 2009

La Crisis y la Teoría Económica

Esta es la interesante portada de The Economist de hoy, cuyo artículo principal sugiere que una de las burbujas que ha reventado de manera más estrepitosa es precisamente la que se refiere a la reputación de la economía y, por ende, de los economistas.

El artículo líder sugiere que la ciencia económica y, en particular, la macroeconomía y la economía financiera son criticadas por al menos tres factores: 1) porque economistas dedicados a estos temas contribuyeron a provocar la crisis, 2) porque estos mismos economistas no previeron ni la ocurrencia de la crisis ni su magnitud y 3) porque no tienen la más remota idea de cómo solucionar la crisis actual.

The Economist señala que estas acusaciones son parcialmente incorrectas (o parcialmente correctas, según se quiera ver). En lo personal, yo creo que al menos la primera crítica tiene que ver muy poco con la teoría económica y más con los incentivos a los que se enfrentaron los distintos agentes económicas. De hecho, como bien señala el artículo, ninguna teoría económica sugiere que se deben valuar los instrumentos hipotecarios bajo la hipótesis (obviamente absurda) de que los precios de las casa van a aumentar de manera permanente.

Con respecto al segundo tema, creo que esto tiene que ver, por un lado, con un factor fundamental que los economistas han estudiado con cierto detalle: el comportamiento de manada, el cual explicaría porque los economistas del mainstream desatendieron, en su gran mayoría, análisis bien fundamentados y que habían sido elaborados dentro de un mismo contexto teórico, y que ya señalaban la inminencia de una crisis económico-financiera. Por otro lado, creo que en esto último hay una parte de razón en criticar la formación que reciben los economistas, ya que la enseñanza altamente especializada tiende a formar economistas expertos en sus propias áreas de conocimiento pero neófitos en otras cosas básicas de la economía (por no hablar de otras áreas). Así, por ejemplo, los economistas financieros hubieran podido haberse beneficiado de entender aspectos básicos de la economía como son el hecho de que el ahorro doméstico ya era cercano a 0 o que el déficit en cuenta corriente de la economía norteamericana era definitivamente insostenible. En ese sentido, la especialización de la economía, que puede tener su lógica en cuestiones de investigación, puede ser muy perjudicial para los profesionistas de la economía (practitioners), quienes deberían saber más (aunque sean cosas básicas) de otros aspectos de la ciencia económica más allá de las que se refieren estrictamente a su campo de trabajo.

Por último, el tema de las soluciones a la crisis es un tema altamente controversial en el que, en efecto, existe un gran debate teórico e ideológico y que es allí en dónde se están revelando las diferencias fundamentales entre los economistas de uno y otro bando. Creo que la discusión que se ha dado sobre este tema está bien resumida en este otro artículo publicado en el mismo número de The Economist por lo que, en realidad, no es que no se tengan ideas de cómo resolver la crisis sino que lo que no existe es un consenso sobre la forma de abordar este tema ni sobre las políticas específicas para enfrentar la crisis.

Así pues, no creo que la reputación de la economía esté en entredicho. Creo que lo que sí será necesario será replantear algunos temas de la enseñanza de la economía, así como la validez y utilidad de ciertos modelos que omiten características claves del funcionamiento de una economía. Esto último, por cierto, aplica no sólo a la enseñanza en los Estados Unidos, sino también en México, en donde uno de los factores que más ha afectado la calidad de nuestras políticas públicas es precisamente la existencia de ese tipo de ataduras y atavismos ideológicos e intelectuales que tanto daño causaron durante la gestación y desarrollo de la crisis actual.

8 comments:

Marco A. said...

Comentario muy útil, estimado Gerardo, particularmente antes de abrir esta última edición del The Economist. Se aprecia que lo compartas en tu blog.

Marco A. Mena

César Soto said...

Definitivamente existen muchos críticos de la economía moderna y de los economistas, algunas veces sin fundamentos, otras veces, con justa razón.

La teoría neoclásica ha sido criticada desde sus inicios por muchas razones y , esta teoría es la que predomina hoy en día, por lo que los economistas que son seguidores absolutos de sus postulados a menudo cometen errores.

Anonymous said...

Excelente Gerardo, ojala que economistas como Alejandro Hernandez del ITAM lean esto y particularmente el ultimo parrafo de tu post. Ese es el tipo de economistas peligrosos.

Anonymous said...

dr. permitame reconocer que cuando escribe, asi y reflexiona, caray excelente, pero le falto algunos temas por mencionar.

solo agregaria que con respecto, al ultimo punto, como superar la crisis, en efecto, es un debete de escuelas de pensamiento, y la forma de ver y afronar el ciclo economico. No enfrentan el bache habitual característico de los ciclos económicos.

en efecto, en el segundo punto, dr, agregaria, Pues no se trata de otra cosa que una falla colosal de políticas publicas combinadas con la avaricia de actores económicos que aprovecharon los errores de quienes no supieron supervisar el proceso de ahorro y préstamo en el mercado de vivienda en los United States.

El real debate en los proximos años, esta Si bien la política monetaria de comienzos de la presenta década se menciona que fue la que dio origen a esta burbuja inmobiliaria, no es solo el único factor determinante.

Existe la discusión, entre que tanto es función la de controlar el incremento excesivo del precio de los activos, por medio de una política de regulación, que a través de las tasas de interés. Lo cual será sin lugar a dudas la agenda de los próximos años para los responsables de las políticas públicas.

y que tanto los productos estructarados, y los hedge funds, seran regulados y se evitaran los problemas que aparecieron en esta crisis.

saludos

Bruno Gandlgruber said...

Burbujas teóricas. En mi opinión si hay una crisis de la teoría económica y no está puesta en sus términos en los textos del Economist y que no se resuelve solo ampliando uno que otro modelo macroeconómico. El reto es integrar los avances en otras ciencias sobre el comportamiento de los actores sociales en términos de su capacidad cognitiva de tomar decisiones en contextos institucionales específicos. Para comprender los orígenes de la crisis, las razones por las que no se previó y para plantear soluciones tenemos que tomar en cuenta los procesos evolutivos de formación de los diversos marcos de gobierno de las actividades económicas. Los mercados financieros son un ejemplo muy ilustrativo que estos procesos siguen trayectorias muy distintas a las que se modelan tradicionalmente. Esto en parte se puede explicar con fallas de información y de incentivos, y en parte con la estabilidad y la estabilización de las reglas por parte de actores individuales (auto-regulación) e instancias colectivas (regulación). Las propuestas de reforma de la regulación de los sistemas financieros tendrán que revisarse desde una perspectiva institucional amplia que rebasa el enfoque de la economía tradicional.


Bruno

Anonymous said...

agreguen a los metiches (`polìticos, cuasi-economistas...)

como si se aplicarà los que los economistas proponen

no creo que se puedan juntar la polìtica y la economìa

think, cual podrìa ser el incentivo de los economistas a ocasionar las crisis??? jejeje

Anonymous said...

Pues me parece que la economia esta sin duda aunada a la politica o viceversa, en cualquier estado occidental moderno, la pregunta seria ¿que supedita a que, la economia a la politica, o, la politica a la econonmia? y eso depende desde que horizonte teorico de la economia o de la politica te posiciones, es tan a la ves interesante como controversial, hay escuelas de pensamiento politico, que asumen el sistema de precios como al ente en que la politica no debe intervenir para nada y es algo intocable o la politica monetaria, hay escuelas de pensamiento economico que propugnan, que para alcanzar metas de desarrollo, se debe, si es necesario, intervenir en el sistema de precios o, modificar estructuras de mercado. Aqui sin duda el trabajo teorico de un economista que se este formando, es tratar de entender las escuelas que si uno le rasca se dara cuenta que hay mucho mas en comun de lo que uno cree.

Anonymous said...

q tal Dr, en estos dìas el Dr. Villagomez, del cidral, en su blog pone sobre la mesa este mismo tema,, serìa bueno q lo checara..
Muy intersante y màs cuando se pueden unir al debate muchas mentes y lo hacen de manera publica,, y no detras del pupitre lo q amplia nostras perpectivas del debate...